Lo versátil del té

Hay miles de maneras de tomar té y las diferencias van mucho más allá de la temperatura a la que lo servimos.

He platicado un poco de como ciertos tés son más versátiles que otros, pero la realidad es que esta bebida se presta para hacer de ella lo que a cada uno de nosotros nos haga más felices. Por eso, hoy haré una lista de algunas formas interesantes de tomar té.

1. Caliente

La forma más tradicional, pero no se dejen engañar, porque un té caliente se presta para mucha creatividad. Cortado con leche o infusionado solamente en leche, en tepuccino (té con espuma de leche como un capuccino), con un chorrito de alcohol (🙈)  o solito infusionado en agua, cada una de estas preparaciones nos puede sorprender con sabores increíbles y experiencias únicas.

2. Frío

Existen dos formas de obtener un té frío: a través de infusión caliente y mediante infusión en frío. Para la infusión caliente, haríamos el mismo procedimiento que cuando preparamos en té caliente y agregaríamos hielo al final para enfriar la infusión.

Por otro lado, la infusión en frío (o cold brew, que tomamos prestado del mundo del café) se prepara dejando infusionar el té, usualmente durante toda la noche, en agua al tiempo o adentro del refrigerador. ¡Próximamente publicaré un post con una receta para un té cold brew para que nos podamos defender del calorón que está haciendo!

iced_tea-2

3. Recreacional

El concepto de tomar té por diversión podría parecer extraño, pero creo que hay muchas ofertas de té que más que ser sabores “limpios” son creaciones extrañas que se consumen por intentar algo nuevo de forma divertida, como cuando Starbucks introdujó Teavana a Starbucks y combinaba té con su concentrado de limonada, resultando en algo que para mi gusto, sabía a todo menos té. Otro buen ejemplo, es el delicioso frappé de “té chai” de Cinepólis, que quizá sea todo menos té pero está en mi lista de gustos culposos por su excelente balance de azúcares hahaha.

4. En postres

Siendo el matcha el más utilizado, no es el único con el que se pueden crear panquecitos, donas, helados y galletas deliciosas. Una mezcla deliciosa de chai puede ser el saborizante perfecto para un pastel o incluso para darle un toque inesperado a postres con sabores más sutiles como un tiramisú. Un té negro saborizado con frutas (a mi me encanta Tribute de Theodor) puede ser un sabor increíble para una gelatina y una tisana de frutas y especias (como Besos del Cielo de Nuestra Raíz) puede crear un helado casero delicioso al infusionarlo en agua y combinarlo con leche condensada 😍

LFSC4

5. Medicinal

Tanto para el cuerpo como para el alma, tomar té puede ayudarnos a limpiar nuestro cuerpo, hacerlo sentir mejor y relajarnos. También nos brinda un momento de paz y tranquilidad que nos puede llevar a meditar sin darnos cuenta, disfrutando el momento y disfrutando los pequeños detalles.

¿Cuál es su forma favorita de tomar té? ¡Platíquenme en los comentarios!

– Ichi-go ichi-e

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s