Pequeñas tazas de felicidad

El té es delicioso y también un excelente maestro. 

En el post anterior platiqué un poco acerca de mi experiencia en Shaktea, como este lugar increíble se siente como un santuario al té y el cariño, pasión y empeño que se pone en la preparación de cada taza.

Las cosas deliciosas que he probado en Shaktea van desde tés delicados servidos en tacitas de vidrio (porque hasta el tipo de té determina en qué material es mejor servirlo para ofrecer su mejor sabor) hasta mezclas con sabores exóticos y diferentes.

Pienso que Shaktea tiene un lugar especial en mi corazón porque es mucho más que un local que vende té. Es un lugar que te muestra la pasión por el té, te hace parte de un ritual maravilloso y lo que tiene que ser mi aspecto favorito, te enseña tanto de la vida y de tí mismo sin planearlo.

Uno de los ejemplos más perfectos que tengo de esta experiencia de aprender a través del té, es con las tazas.

¿Les ha pasado que les gusta tanto un té que se comprometen a buscar la taza más grande posible? “Es que me encanta el té” le dicen a su conciencia mientras ella pregunta “¿Para qué quieres usar una maceta de taza?” (Espero que sí porque qué pena ser la única hahaha).

Bueno, en Shaktea encontré el camino para descubrir por qué existen tacitas pequeñitas, del tamaño de un caballito tequilero. Y es que nadie te lo puede enseñar mejor que tu propia experiencia: solamente un sorbo es necesario para enamorarte de un té, un sorbo pequeñito es mejor que un trago enorme para apreciar las notas de un té, para encontrar sabores delicados y deliciosos. Y también un sorbo pequeñito requiere de toda tu atención, requiere un momento de paz y concentración, una conexión entre los sentidos y el corazón.

chinese-tea-ceremony-method-6

Y pienso que ese conocimiento es invaluable para saborear un té, pero también para vivir mejor: disfruta los momentos sorbo a sorbo, saborea la alegría de las pequeñas cosas, porque si el té es más delicioso en tazas pequeñas, la felicidad está en los pequeños instantes.

¿Cómo ven? ¿Prefieren el té en taza gigante o pequeñita? ¡Platíquenme en los comentarios!

– Ichi-go ichi-e 

Un comentario Agrega el tuyo

  1. Anónimo dice:

    Muy agradable comentario, yo también creo que las grandes cosas se presentan en pequeños momentos un abrazo

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s