Tomás Té – Parte 1

La curiosidad nos da nuevas oportunidades. 

Desde hace algún tiempo, varias personas me habían recomendado Tomás como “¡Tienes que ir, está increíble!” y después de algunas dudas (y logística porque estaba un poco lejos de mis rumbos cotidianos) decidí probar el té y la experiencia en esta “Casa Editora de Té”. A continuación les platico mis dos experiencias en Tomás, cada una con sus particularidades, pero con lo curioso de que no han sido suficiente para determinar mi opinión de esta casa de té.

Con tres ubicaciones, primero visité la casa en Tamaulipas #66, en el centro de la Condesa. El lugar es muy lindo, con una ambientación que inspira a sentirse cómodo y espacios abiertos que invitan a ver a la calle pero sin sentir su bullicio. La mezcla del lugar y la lluvia torrencial del día de mi visita, crearon la oportunidad de una tarde de té perfecta, porque ¿a quién no le gusta la idea de tomar té mientras llueve?

Así pues, llegamos a la barra y al ser la primera vez que visitábamos, la gran cantidad de números y latas puede ser bastante confusa, pedimos ayuda al barista y su respuesta fue “Ahí están las instrucciones” mientras apuntaba al póster que indica el significado de cada dígito de los números que acompañan a las latas de té.

Lo que me lleva a los números, como un pequeño paréntesis. La forma de Tomás de organizar sus sabores es a través de una numeración, en donde un número de tres dígitos nos da la información general de cada té. El primer dígito indica la base de la mezcla (té verde, mate, rooibos, etc.), el segundo dígito refleja el sabor dominante (puro, herbal, floral, especias, etc.) y el tercero es la edición o las diferentes versiones de tés con las características de los dos dígitos anteriores.

tomasBastante práctico e inteligente una vez que lo entendemos, este método ayuda a los indecisos (como yo) a encontrar sabores que, o son nuestros favoritos, o se alejan de nuestra zona de confort, para darnos la oportunidad de probar diversas mezclas de la misma gama.

Regresando a esta primera visita, los tés que pedimos, un chai y un té de menta, me partieron el corazón. Mal infusionados y después de un servicio que no fue bueno, mi primera impresión de Tomás no fue buena como la había esperado, lo que me empujó a sentirme como jarrito (hahahaha) por un tiempo, antes de darle una segunda oportunidad.

Esta segunda oportunidad se dio hace poco, con mi visita a Tomás Prado Norte. Ubicada en una hermosa calle de Las Lomas de Chapultepec, esta mini casa es súper curiosa porque es como vivir adentro del Instagram Feed de Tomás, todo es prístinamente blanco. Con mesas de mármol y orquídeas blancas, es un espacio que vale la pena visitar en una tardecita soleada.

18582379_721023978077128_1439439764903137673_n

En esta segunda visita, el servicio fue extraordinario, el barista nos enseñó amablemente como 15 latas, nos platicó todos los ingredientes, nos hizo sugerencias y fue súper paciente. ¡Muchas gracias por eso! Por otro lado los tés que probamos (211: Té verde Gunpowder, menta y saborizante y 590: Té negro, dátil, pasas, almendra, higo, vainilla y saborizante) me volvieron a hacer triste.

Es importante notar que ambas mezclas tienen saborizante, lo que puede provocar sabores y sensaciones extrañas en la boca. El 211 (verde-menta) lo probamos helado y aunque me hubiera gustado que tuviera más sabor, en general fue rico.

El 590 fue increíble cuando lo olí en la lata, ¡el higo!, ¡el té!, fue una explosión de olores súper interesante, un balance de notas dulces que me cautivó pero que desgraciadamente no llegó a mi vaso. Lo pedí frappé (hacía un calor endemoniado) y me desanimó muchísimo porque tenía un saborcito raro al final del trago que se quedaba en la boca, de esos sabores que son tan dulces que se quedan justo al final de la lengua, ya sé que suena extraño, pero ¿les ha pasado?

Platicando con una experta de té, me contó que quizá esa sensación era por la base de frappé que usan, no por los sabores de la mezcla, lo cual me hizo bastante sentido porque algunas bases, aunque estables, tienen que sacrificar ciertos sabores o compuestos químicos para que en los frappés no se separe el líquido del hielo molido.

En general, mi experiencia con Tomás ha sido muy peculiar porque cada vez que crucé la puerta, me fui con la sensación de que tengo algo pendiente ahí, que quizá yo he hecho un error en mi elección de sabor o quizá de temperatura de té. Por esto, con recomendaciones de tés en mano, me dispondré a probar de nuevo lo que Tomás tiene que ofrecer, además de un mundo de mezclas y lugares acogedores e interesantes. ¿Conocen esta casa de té? ¿Qué les ha parecido? ¡Platíquenme en los comentarios! 🍃💕

 

– Ichi-go ichi-e

2 Comentarios Agrega el tuyo

  1. Mitch Alvarez dice:

    Coincido contigo. La sucursal que visito regularmente es la de Tamaulipas y el servicio en ocasiones (depende el barista en turno) deja mucho que desear. Me gustan los tés dulces, uno de mis favoritos es el 992, la mezcla es muy buena, prefiero beberlo caliente (porque su punto fuerte no son los fríos, como ya lo mencionas). El costo es razonable, el concepto me gusta, buenas mezclas pero la experiencia, en mi opinión, depende mucho del barista encargado del día. Saludos.

    Le gusta a 1 persona

    1. Andrea Maldonado dice:

      Hola Mitch! Muchísimas gracias por tu comentario! Estoy completamente de acuerdo que la experiencia en Tomás depende muchísimo del barista. Investigué y la 992 (manzana, almendra y canela, ¿cierto?) suena deliciosa! Mil gracias por la recomendación!

      Espero darle otra oportunidad a esta casa pronto y tomaré tu sugerencia calientita para decidir mis sentimientos por Tomás 🍃💕 ¡Lindo día!

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s